La península del Alacrán o ex isla del Alacrán es una isla convertida artificialmente en península ubicada en la costa del océano Pacífico, frente al morro de Arica y al sur del puerto, originada en 1964 por la unión de la isla al continente. Denominada originalmente “isla del Guano” o “isla del Alacrán”, y situada a 460 m de la costa, mediante un camino artificial. Fue declarada Monumento Nacional el 13 de diciembre de 1985, junto a los restos de una fortificación española que protegía los embarques de plata de los saqueos de los piratas.

Es posible acceder a ella en automóvil, pero es muy recomendable hacerlo en bicicleta o a pie, y permite contemplar olas en las que se desarrolla el surf y otros deportes náuticos.